Iniciodesarrollo infantil¡Prepárate, peludo! Cómo cambia la llegada de un bebé a tu mascota

¡Prepárate, peludo! Cómo cambia la llegada de un bebé a tu mascota

La llegada de un bebé a casa supone un gran cambio para todos los miembros de la familia. Esto incluye a nuestras mascotas peludas. De repente ya no son el centro de atención. Deben adaptarse a nuevas rutinas, ruidos y olores.

Hoy te daremos unos consejos para ayudar a tu mascota a adaptarse a la nueva situación. Son trucos sencillos que harán que viva este cambio como algo positivo y no como una amenaza. Verás cómo tu mascota está deseando jugar y cuidar al pequeño.

Recuerda recompensarle por su buen comportamiento con el bebé. Y ten paciencia si muestra algo de celos o estrés al principio. Con tu apoyo, pronto entenderá que sigue siendo un miembro especial de la familia.

¡Es hora de que peludos y humanos aprendáis juntos! Esta nueva etapa traerá momentos entrañables. Así que vamos a ver cómo hacer de la llegada de un bebé una aventura divertida para todos.

1. Prepárate antes del gran día

Es conveniente empezar a preparar a tu mascota durante el embarazo. Ve acostumbrándole poco a poco a los nuevos sonidos, olores y rutinas que llegarán. Por ejemplo, ponle cremas para bebés para que vaya familiarizándose con ese olor especial.

También puedes cambiar sus rutinas de paseo y comida para que se habitúe a la idea de compartir tu tiempo y atención. Y no olvides seguir dándole mucho cariño para reforzar el vínculo. Si le preparas con tiempo, el cambio será mucho más fácil.

2. Ten cuidado con los primeros encuentros

Cuando llegue el gran día, preséntale al bebé con tranquilidad y supervisión, dejando que se acerque y huela al nuevo integrante. No le fuerces a interactuar, ve a su ritmo. Recompénsale con cariño si se porta bien.

Es importante que los primeros encuentros sean controlados y positivos. Así evitarás que tu mascota vea al bebé como una amenaza. Con paciencia, pronto comenzará a aceptarlo como un nuevo amiguito.

3. Atención extra para tu peludo

Dedícale tiempo extra de mimos y juegos a solas para que no se sienta desplazado. Sal a pasear solo con él, acaríciale mientras amamantas al bebé, sorpréndele con algún premio…

Reforzar ese vínculo hará que no vea al pequeño como un rival. Incluso puede convertirse en su guardián protector si siente que también es importante para ti. Tu mascota necesita sentirse integrada.

4. Ten paciencia con los celos

Es normal que al principio tu mascota muestre algo de celos o estrés por los cambios. Sé paciente si protesta, pide atención o tiene conductas inapropiadas. Corregirle con cariño y constancia.

Con tiempo se acostumbrará a la nueva situación. No lo forces, pero marca límites claros sobre qué puede y no hacer con el bebé. La paciencia y supervisión son claves.

5. Vigila las interacciones

Aunque se lleven bien, nunca dejes solo al bebé con una mascota. Los animales pueden reaccionar mal a tirones, gritos o movimientos bruscos.

Supervisa todos sus encuentros hasta que el niño sea mayor y ambos aprendan a interactuar. Mejor que se conozcan poco a poco sin riesgos. La seguridad debe ser siempre la prioridad.

6. Refuerza conductas positivas

Si ves que tu mascota se porta bien con el bebé, dale cariño y un premio al momento. Así asociará estas conductas con cosas buenas.

Recompensa acciones como acercarse con calma, quedarse quieto o dejarse tocar. Se repetirán si ve que agradan. El refuerzo positivo es muy útil para educar a nuestros peludos.

 

Con paciencia, refuerzo positivo y rutinas predecibles, tu perro, gato o cualquier peludo se acostumbrará poco a poco al nuevo integrante de la familia. Y tú disfrutarás enternecido al verles interactuar y crecer juntos.

Recuerda preparar a tu mascota desde el embarazo, vigilar siempre sus encuentros con el bebé y recompensarle por portarse bien. Con tu guía amorosa, pronto sentirá al pequeño como un nuevo hermanito.

¡Esta aventura merecerá sin duda alguna travesura ocasional! Pero la recompensa serán años de divertidos momentos en familia. ¡Así que manos a la obra para integrar con éxito a la mascota en la nueva situación! Todos saldréis ganando.

Clara Martínez
Clara Martínez
Clara es una matrona con más de una década de experiencia, diplomada en la Universidad Complutense de Madrid. Trabaja en un hospital de la capital española, donde brinda atención y apoyo a las mujeres durante el embarazo, parto y posparto. Además de su dedicación a la profesión, Clara es madre de Pablo. Compagina su trabajo en el hospital con la escritura de artículos para el sitio web peques.com, donde comparte sus conocimientos y vivencias como matrona y madre.
ARTÍCULOS RELACIONADOS

INFÓRMATE DE NUEVOS ARTÍCULOS 🔔

Introduce tu email para recibir los nuevos artículos por email.

Destacados

Más leídos

Guardamos cookies    Más información
Privacidad