InicioocioConsejos para viajar en avión con niños pequeños

Consejos para viajar en avión con niños pequeños

Viajar en avión con un niño pequeño puede resultar una experiencia agotadora. Los controles de seguridad, las largas colas, los asientos estrechos… Todo parece conspirar para complicar el día. Con una buena planificación, tu peque lo pasará bien.

En este artículo encontrarás consejos prácticos de azafatas para que el vuelo sea pan comido. Desde elegir los asientos hasta entretenerlos durante el trayecto. Trataremos de facilitarte las cosas al máximo.

1. Elige bien la hora del vuelo

Los mejores vuelos cuando viajas con niños son los primeros de la mañana. Suelen tener menos retrasos, menos gente y menos bullicio. Aprovecha para dormir un poco más y salir con energía. Si el vuelo sale pronto, como a las 6 de la mañana, tu peque dormirá casi todo el rato.

2. Olvídate de volar en business

Aunque vayas en primera clase, es probable que a tu hijo le dé igual. Y los demás pasajeros se quejarán si hace ruido. Mejor viajar en turista, entre familias. Allí la gente es más tolerante y solidaria.

3. Cuéntale qué va a pasar

Los niños temen lo desconocido. Dedica un rato, idealmente el día antes, a explicarle todas las etapas: facturación, controles de seguridad, embarque, despegue… Incluso podéis ver juntos un video en YouTube sobre cómo es volar. Así llegará mentalizado sobre lo que va a vivir.

4. Elige bien su ropa y calzado

Vístelo con ropa cómoda, por capas, para poder quitárselas y ponérselas fácilmente según la temperatura. Y elige zapatos sin cordones, así podrá descalzarse él solito en los controles de seguridad. Es un detalle que agradeceréis los dos.

5. Lleva juguetes y sorpresas

Mete en el equipaje de mano sus juguetes favoritos para entretenerle durante el vuelo. Y llévate un par de regalos envueltos, para ir dándoselos cuando se impaciente. Te servirán para desviar su atención y hacer más ameno el trayecto.

6. Elige el carrito adecuado para el niño

Si tu hijo es aún muy pequeño para caminar solo por el aeropuerto o está muy cansado, utiliza un carrito pequeño o un portabebés. Los carritos estrechos y plegables ocupan menos y son más manejables que los normales. Y puedes subirlos hasta la puerta del avión.

En cambio, si tienes varios hijos, una buena opción es el arnés con correa, que evita que salgan corriendo. En medio de las prisas y los nervios del embarque, te dará mucha tranquilidad tenerlos sujetos para que no se te pierdan.

7. Lleva solo lo imprescindible

No caigas en la tentación de meter de todo “por si acaso”. Viajar con equipaje de mano facilita moverse y no tienes que esperar en la cinta (y con niños, siempre toca esperar). Además, cuanto menos cargues, mejor.

Eso sí, no olvides llevar pañales, toallitas y algún cambio de ropa por posibles vomitonas o cualquier otro percance. Tampoco dejes la comida ni los dispositivos electrónicos para entretenerlos.

8. Prepárate para pasar los controles rápido

Lo ideal es no facturar equipaje para evitar colas. Y en los arcos de seguridad, coloca arriba del todo lo que te vayan a pedir que saques (móviles, tabletas, líquidos…). Así no perderás tiempo rebuscando con prisas mientras el niño llora. Sé previsor.

9. Ayúdale con los cambios de presión

Durante el despegue y el aterrizaje, los cambios de presión pueden dolerle en los oídos. Para aliviarle, dale agua o un caramelo para que trague saliva. También puedes amamantar a los bebés. Y no olvides llevar un chupete, le vendrá genial.

10. Usa pañales aunque ya no los necesite

Aunque tu hijo ya controle sus esfínteres, lleva pañales puestos o en la mochila. Es mejor prevenir un accidente y que no os pillemos desprevenidos. En un momento dado, igual tenéis que correr al baño y no da tiempo. No pasa nada, la comodidad es lo primero.

11. Haz una lista de lo que llevar

Para no olvidarte de nada imprescindible, te recomiendo que prepares una lista detallada con todo lo necesario. Desde la documentación hasta la ropa de recambio, pasando por entretenimiento, snacks, medicinas… Marca lo que meterás en el equipaje de mano para tenerlo a mano.

Y no sólo en el viaje de ida, también para la vuelta. Seguro que en el destino compráis cosas que añadir a la maleta. Apunta todo para hacer la maleta con tiempo y no ir corriendo el día anterior.

12. Ten a mano en el avión lo necesario

En el equipaje de mano, no puede faltar un cambio completo de ropa por si hay algún percance. Tampoco olvides llevar pañales, toallitas y bolsas, por si hay que cambiar un pañal sucio.

Mete también entretenimiento (libros, tabletas…), tentempiés y su juguete o peluche preferidos para calmarles. Y no te olvides de una botella de agua y de los chupetes o caramelos para los oídos.

13. Lleva comida sana y apetecible

En el avión no encontrarás comida apetecible para un niño, así que lleva la tuya propia. Empaqueta tentempiés nutritivos que le gusten: piezas de fruta, bocadillos, galletas, frutos secos… Procura que sean fáciles de comer y no muy pringosos.

También puedes guardar algún capricho dulce para momentos de aburrimiento o berrinche. Sorpréndele con sus golosinas favoritas para contentarle rápidamente.

14. Extrema la higiene en el avión

Los aviones y aeropuertos están llenos de gérmenes, así que hay que tomárselo en serio. Lava y desinfecta las manos de los niños a menudo, y limpia su zona de asientos y la mesita plegable. Usa toallitas desinfectantes y no dejes que toquen mucho las superficies del baño.

Por cierto, obliga a los mayores a llevar siempre calzado al baño, ¡es más limpio! Y evita que paseen descalzos por el pasillo del avión.

15. Elige los asientos adecuados

A la hora de escoger asientos, es mejor evitar que los niños se sienten en la fila del pasillo. Como hay gente y carritos pasando, pueden golpearles las manos o los pies si los sacan al pasillo.

La ventanilla es una buena opción para entretenerles mirando por la ventana. Además, el adulto se sienta entre el niño y el resto de pasajeros, protegiéndole.

Si viajáis tres personas con un niño, es mejor pedir un asiento extra en la misma fila, para que no moleste al pasajero de al lado.

Otra opción es que los dos adultos se sienten en los asientos de los extremos de la fila, con el niño en medio. Así queda protegido entre los dos.

Resumiendo: la idea es evitar que estorben en el pasillo y molesten a otros. Y sentarles rodeados de sus familiares para poder atenderles mejor durante el vuelo.

16. No discutas con otros pasajeros

A veces otros viajeros protestan si los niños molestan. No entres al trapo ni discutas en ningún caso, centra tu energía en atenderles y calmarles. Si ves caras largas o comentarios, ignóralos educadamente. Al fin y al cabo, son niños portándose como niños.

17. Elija una aerolínea con ventajas para niños

Las aerolíneas más familiares se desviven por hacer felices a los pequeños de la casa. Muchas tienen ventajas especiales para entretener a los niños durante el viaje, como una amplia selección de sus dibujos y películas favoritas, auriculares a su medida o refrigerios aptos para sus gustos.

Antes de volar, pregunte en el mostrador de facturación si su aerolínea tiene embarque prioritario para familias. Así podrán subir las primeras al avión y organizarse con calma en los asientos.

Otros extras apreciados son las salas vip para familias en algunos aeropuertos. Allí los peques podrán estirar las piernas, jugar y descargar adrenalina antes de un vuelo largo.

Y ya sabes, con paciencia y buen humor, un viaje en avión en familia puede ser divertido. ¡Buen vuelo!

Alejandra Palacios
Alejandra Palacios
Alejandra es una joven profesora de primaria que estudió en la Universidad Jaume I. Compagina su pasión por la enseñanza, dando clases en un colegio, con la escritura de artículos para el sitio web peques.com. En este espacio en línea, Alejandra comparte sus experiencias y conocimientos adquiridos tanto en su formación académica como en su práctica docente, ofreciendo valiosos recursos e ideas para padres.
ARTÍCULOS RELACIONADOS

INFÓRMATE DE NUEVOS ARTÍCULOS 🔔

Introduce tu email para recibir los nuevos artículos por email.

Destacados

Más leídos

Guardamos cookies    Más información
Privacidad