Iniciodesarrollo infantilCómo evitar que tu hijo se escape constantemente

Cómo evitar que tu hijo se escape constantemente

Seguro que a ti, como a mí, a veces se te escapa tu hijo y sales corriendo detrás de él. ¡Menudo susto nos llevamos! Es frustrante y nos hace sentir impotentes. Pero con paciencia y siguiendo los consejos correctos, podemos lograr que aprendan a no irse sin avisarnos antes.

1. Enséñale sobre los peligros reales

Es importante que hables tranquilamente con tu hijo sobre lo verdaderamente peligroso que puede ser que se escape solo. Cuéntale casos reales de lo que le puede suceder si se va sin la supervisión de un adulto. Así entenderá que las normas que le ponéis son por su bien y para evitar que le pase algo malo.

· Huir tiene un significado

Algunos padres reaccionan cuando sus hijos se escapan con una medida drástica: les ponen un arnés para caminar. Pero la moderación no es ciertamente la mejor manera de afrontar estas situaciones. Por un lado, la fuga es uno de los síntomas desafiantes del niño y se debe tener cuidado con su correcto manejo. Sobre todo, es un fuerte impulso lo que les impulsa a huir y explorar. Y si se frenan con demasiada rigidez, puede tener un impacto negativo. Por otro lado, pasarán años antes de que el niño pueda apreciar realmente los peligros del tráfico rodado. Hasta entonces, es posible que los padres no quieran usar un arnés para caminar con sus hijos.

2. Establece reglas claras y consistentes

Debes fijar normas sencillas pero firmes sobre dónde y cuándo puede ir solo y dónde no. Por ejemplo, salir al parque o a la calle solo, no, pero jugar en el jardín o ir a la planta de arriba sí. Repíteselas con calma varias veces al día durante semanas, para que las memoricen e interioricen.

· Déjalo funcionar correctamente

Es mejor enseñarle al niño un límite importante desde el principio: si es realmente peligroso, tiene que tomar la mano de su mamá o de su papá. Y el segundo paso importante es que los padres piensen en cómo se le puede dar al niño más libertad para correr.

  • Por ejemplo, ¿existe una forma más larga pero segura de salir a caminar, ir de compras, etc.?
  • Deja el cochecito en casa para que puedas pasear junto a tu hijo. Conviértelo en un juego: ¿quién puede correr más rápido?
  • Los pasillos del supermercado también son excelentes recorridos para correr para niños. O dales más tiempo para jugar el “juego”. O piensa de antemano qué puedes hacer para distraer a tu hijo o déjalo participar en las compras.

3. Refuerza cuando cumple las normas

Es igual de importante reforzar y premiar los buenos comportamientos, como cuando cumple las reglas y pide permiso antes de irse. Dale muchos mimos, dale su comida favorita o deja que vea su programa preferido solo como recompensa. Así irá asociando portarse bien con consecuencias positivas.

¿El tercer paso? Deja que el niño sienta poco a poco que eres capaz de algo: al final del tercer año de vida, podrás convertir la educación vial en un pequeño juego. Al niño se le permite caminar hasta cierto punto de la acera y luego tiene que esperar nuevamente. A los niños les encanta sentir que confían en ellos y, por lo general, cumplen el acuerdo.

4. Aplica castigos cuando se escape

Y si aun así se te escapa alguna vez, debes actuar quitándole algo que le guste mucho durante uno o dos días, como ver la televisión, jugar a la videoconsola o con su juguete favorito. Así aprenderá que fugarse sin permiso trae consecuencias negativas.

Si aplicamos estos consejos con cariño pero con firmeza y consistencia, lograremos que nuestros hijos entiendan la importancia de no irse nunca sin nuestro permiso y la necesidad de avisarnos siempre antes de salir o irse a cualquier parte. Y nosotros evitaremos futuros disgustos y sustos.

 

Isabel Montalvo
Isabel Montalvo
Isabel es una periodista especializada en psicología infantil. Estudió en la Universidad de Valencia. Su amplia experiencia incluye entrevistas a numerosos psicólogos y pediatras. También ha realizado investigaciones exhaustivas sobre la conducta de los niños. Con este profundo conocimiento, Isabel escribe artículos para peques.com, ayudando a los padres a comprender mejor a sus hijos.
ARTÍCULOS RELACIONADOS

INFÓRMATE DE NUEVOS ARTÍCULOS 🔔

Introduce tu email para recibir los nuevos artículos por email.

Destacados

Más leídos

Guardamos cookies    Más información
Privacidad